10 RAZONES PARA VISITAR JERUSALÉN

Jerusalén es uno de aquellos sitios especiales que combina la historia antigua con una ciudad moderna. Muchos la han catalogado como el mejor viaje de sus vidas, y es que esta increíble ciudad nos ofrece reliquias arqueológicas, espiritualidad y gastronomía de talla mundial.


Pocas ciudades en el mundo tiene la importancia religiosa, histórica y política que tiene Jerusalén. Algunos de los sitios santos para el Cristianismo, el Judaísmo y el Islam están en un mismo lugar, la historia se vive con cada paso. Pero Jerusalén es también una ciudad prospera y moderna que cuenta con increíble arte, gastronomía y vida nocturna. Una ciudad enormemente segura tanto para hombres, mujeres o familias, así que les podemos asegurar que este, es un destino fascinante.

Conozca los lugares más importantes a visitar en Jerusalén y los motivos para hacerlo:

El muro de los lamentos

Conocido también como pared occidental o Kotel, el muro de los lamentos es el lugar más santo para el Judaísmo. Son millones y millones los visitantes que vienen cada año para rezar en esta pared antigua, que, como se cree, es el último remanente del segundo templo construido por Salomón. Independientemente de su inclinación religiosa, una visita al muro de los lamentos es una experiencia sin igual.

Cúpula de la roca

También conocida como el Domo de la roca, uno de los más preciosos y duraderos tesoros arquitectónicos del mundo, un lugar de culto para el Islam. Igualmente, sean cuales sean tus creencias religiosas, contemplar esta obra es una experiencia inolvidable. Es importante tener en cuenta que la Cúpula esta abierta a no musulmanes durante solo unas horas en la semana, lo que se debe verificar antes de la visita.

La iglesia del Santo Sepulcro

Esta iglesia ha sido el sitio de peregrinación más importante para el cristianismo durante siglos, lo que la convierte en una visita obligada para los cristianos y amantes del arte y la historia. Se cree que esta ubicada en la posición de la crucifixión, el entierro y la resurrección de Cristo, uno de los sitios más santos que podrías conocer en el mundo. Aparte de su importancia espiritual, su interior esta cubierto por mosaicos impresionantes.

El viejo bazar de la ciudad

A medio camino entre la Iglesia del Santo Sepulcro, El muro de los lamentos y la Cúpula de la roca encontramos el viejo bazar, uno de los mejores sitios en todo Israel para comprar recuerdos auténticos del viaje. Un consejo: Comienza ofreciendo la mitad del dinero que te están pidiendo por el articulo.

El museo de Israel

Catalogada como la institución cultural más grande del país. Facilmente te podrías gastar el día completo explorando la impresionante colección de este museo, pues cuenta con una extensa colección de arte y artefactos tanto antiguos como modernos, tanto Israelí como internacional.

Museo del holocausto

Más conocido como el Yad Vashem es un museo creado a la memoria de los millones de judíos que fallecieron durante la segunda guerra mundial. Expone arte, historia, biblioteca, sitios conmemorativos y mucho más. Es el segundo lugar más visitado en todo Israel después del muro de los lamentos.

Cultura moderna y vida nocturna

Toma un respiro de toda la historia y religión que te ofrece la ciudad y sal a la vieja ciudad de Jerusalem para experimentarla como lo hacen los locales. Deléitate tomando un café, vete de compras, relájate con un narguila o ve a bailar en alguno de los muchos clubs nocturnos.

Gastronomia

Uno de los mejores motivos para visitar Jerusalén es experimentar su asombrosa gastronomía. El paisaje culinario está compuesto por las cocinas de los inmigrantes que han hecho de Jerusalén su casa. Pruebe un falafel o una shawarma para que experimente la comida callejera o tome un asiento en alguno de sus exquisitos restaurantes.

Mercado Mahane Yehuda

Un gran mercado al aire libre en la ciudad, un lugar turístico por excelencia. Acá podrás encontrar comida, lindas cafeterías y pequeñas tiendas de moda que hacen de este lugar, un sitio maravilloso para caminar y conocer.

Viajes sensacionales

Además de todo lo que te ofrece Jerusalén, la ciudad tiene una ubicación perfecta para partir a viajes cortos pero maravillosos. Puedes ir al Mar Muerto, las ciudades santas de Belén y Nazareth o hacer una visita a Judean Hills, un lugar magnífico para probar algunos vinos finos del país.